spaines
Asumir la revolución sostenible en el mundo de la inversión

Asumir la revolución sostenible en el mundo de la inversión

09-05-2022 | Visión

¿Qué significa para los propietarios y gestores de activos el gran interés que despierta la sostenibilidad? Victor Verberk aborda esta cuestión en su intervención inaugural ante el congreso Top1000 Funds. Este es un extracto de su discurso.

  • Victor  Verberk
    Victor
    Verberk
    CIO Fixed Income and Sustainability

Lectura rápida

  • La inversión sostenible está en rápido desarrollo por todo el sector de la inversión
  • El clima, la biodiversidad y los derechos humanos son temas centrales en la estrategia de Robeco
  • Además de los rendimientos ajustados al riesgo, los inversores se centran ahora en mejorar el bienestar social

La inversión siempre se ha caracterizado por el cambio. Pero, a mi juicio, en la actualidad nos encontramos en un proceso de profundo cambio en el funcionamiento del sector. Aunque la inversión sostenible no es algo nuevo – en Robeco llevamos más de un cuarto de siglo practicándola – su desarrollo es ahora muy rápido y está integrándose en el conjunto del sector global.

Cada vez son más los inversores y propietarios de activos que están muy interesados en asuntos fundamentales, como el clima, la biodiversidad o los derechos humanos. Estas cuestiones son cruciales en la estrategia de Robeco. Son compatibles con nuestros objetivos como inversor que busca rendimientos ajustados al riesgo, al tiempo que contribuyen a aumentar el bienestar de la sociedad. A eso lo denominamos doble relevancia.

Para ilustrar este punto consideraremos los temas clave del clima y la descarbonización, y sus consecuencias para la inversión.

Conozca las perspectivas más recientes sobre sostenibilidad
Conozca las perspectivas más recientes sobre sostenibilidad
Suscríbase

Pasos prácticos hacia el cero neto

Muchos propietarios y gestores de activos se han comprometido a lograr el neto cero, y se encuentran ahora mismo en la fase más práctica, la de averiguar sus consecuencias sobre la toma de decisiones de inversión, el análisis de bonos y acciones, el tipo de profesionales que deben emplear y los datos y herramientas se necesitan.

En realidad actualmente nadie sabe con exactitud cuál será el camino para llegar al neto cero. Solo conocemos la dirección y la meta. Esta incertidumbre tiene implicaciones para los inversores. Significa que tenemos que acostumbrarnos a trabajar con incógnitas y con previsiones imperfectas. Además, tenemos que confiar más que nunca en nuestros especialistas, y estar muy atentos a lo que la ciencia y los datos nos dicen sobre el clima.

También significa que tenemos que esforzarnos por conseguir más datos, datos que sean prospectivos en lugar de retrospectivos y anticuados; y datos que sean fiables, no estimaciones. Recopilar los datos correctos exigirá un enorme esfuerzo, tanto intelectual como financiero. Ello entraña que tenemos que invertir en recursos de TI, herramientas y especialistas de IS.

Por lo que se refiere a la contribución de Robeco en pos del neto cero, hemos identificado seis acciones clave, destinadas a descarbonizar nuestras actividades, acelerar la transición y promover inversiones armonizadas con el clima.

Dentro de este marco de actuación, Robeco va a seguir una trayectoria de descarbonización del 7% interanual, para armonizar nuestras inversiones con los objetivos del Acuerdo de París. Hemos creado software y herramientas para que los gestores de cartera puedan seguir la huella de carbono de sus carteras y posiciones, y evaluar el grado de descarbonización de una cartera a lo largo del tiempo. También queremos alcanzar el cero neto en nuestra actividad en 2050.

¿Cómo vamos a hacerlo? Tenemos que utilizar todas las herramientas que tengamos disponibles, y es necesaria la colaboración. El ejercicio activo de la propiedad es una herramienta básica para nosotros a la hora de garantizar que las empresas de la cartera reducen sus emisiones. Ello exige un enfoque pluridimensional que abarque a todos los interlocutores relevantes. También pedimos a los gobiernos que cumplan con su cometido. Colaboramos con clientes, homólogos y otros interlocutores relevantes, y cuando hace falta tratamos de ejercer influencia. Este año hemos enviado más de 130 cartas a los CEO de las empresas con mayores emisiones de nuestro universo de inversión, y vamos a votar en contra de los correspondientes consejeros de más de 300 empresas por su inacción sobre el clima.

El papel de los mercados de carbono

Otra consideración importante a la hora de seguir una trayectoria de descarbonización se refiere al papel de los mercados y la compensación del carbono. Aunque todos somos conscientes del riesgo de los mercados de carbono, son parte fundamental de un economía futura cero neto. Habrá emisiones residuales en sectores como los de cemento y química, por lo que por definición necesitamos tecnologías de emisión negativa y compensación del carbono. Se ha estimado que el uso de mercados de carbono, ya sea mediante las fuerzas libre del mercado o con carácter obligatorio, podría reducir a la mitad el coste de ejecutar el Acuerdo de París.

Robeco también se está esforzando a este respecto, y tiene previsto ofrecer orientación a los clientes sobre la utilización de créditos de carbono y estrategias neto cero. También seguiremos el desarrollo del crédito de carbono como clase de activo, innovando con ofertas de productos neutrales en carbono.

La inversión climática pasa por una cuidadosa selección de acciones

La inversión sostenible es un mundo interesante para los inversores avezados. A este respecto, lo más importante consiste en evaluar en qué medida descuenta el mercado el cambio climático.

Por ejemplo, en el caso del Pacto Verde de la UE, que contempla planes para adoptar tarifas de importación y políticas de carbono futuras, los mercados están empezando a descontar esas iniciativas. Ello significa que habrá ganadores y perdedores a corto plazo, al responder los mercados a los cambios regulatorios y de otro tipo.

Y eso es lo interesante del clima y los mercados. No se trata de algo teórico, realmente se reduce a una cuestión de selección de valores. Nosotros nos consideramos en una situación idónea al respecto, gracias a nuestro enfoque a contracorriente basado en el análisis.

Biodiversidad y naturaleza

Otro ejemplo de nuestro metódico enfoque de inversión sostenible es nuestra forma de plantearnos la naturaleza y la biodiversidad. Recientemente hemos publicado una hoja de ruta para armonizar nuestras actividades de inversión con la biodiversidad, y nos hemos asociado con WWF Países Bajos para fomentar la integración de la biodiversidad en la gestión de activos. Con esta colaboración dialogaremos con clientes y otros interlocutores del sector financiero para aumentar su concienciación al respecto y animarles a integrar la biodiversidad en sus políticas.

Esa asociación nos brinda la oportunidad de aprovechar los vastos conocimientos científicos de que dispone WWF. Estamos diseñando conjuntamente una estrategia temática de inversión en biodiversidad que lanzaremos más adelante este año. También estamos elaborando un marco de inversión de biodiversidad que nos permita vincular cada empresa en la que invertimos con su impacto de biodiversidad. Los datos de biodiversidad son abundantes a nivel sectorial, pero desglosarlos según los activos y cadenas de suministro de las empresas es un auténtico desafío; para mí es el mello de la cuestión. Por tanto, reforzamos los datos con KPI, del mismo modo que hemos hecho en el marco ODS, en el que vinculamos los productos y servicios de las empresas con los ODS.

Un camino a seguir complicado

El camino a seguir es complicado pero estimulante. Es por ello que nuestro Centro experto de IS pertenece al departamento de inversión: eso nos permite guardar el equilibrio necesario entre inversión y conocimientos de sostenibilidad. A su vez, eso engarza con la construcción del Gestor de Cartera 2.0, el gestor de cartera del futuro.

La legislación, diseño de producto y exigencias de los clientes se van a hacer más complejos, dispersos y laboriosos. Nuestra tarea es esa, incorporar dicha complejidad a nuestra forma de trabajar y aceptar que todavía hay muchas incógnitas. Sabemos que ser pioneros supone adentrarse en terreno desconocido. Ir a la vanguardia de la IS conlleva rebasar fronteras y aprender de forma continuada. Ese es nuestro compromiso para contribuir a un futuro mejor.